Buscador

12/05/2020

Ventas de comida rápida cayeron un 10,7% en el primer trimestre del 2020 a nivel nacional

  • En la Región Metropolitana la caída fue de 10,3% real, mientras que regiones, las ventas reales de comida de servicio rápido marcaron en el primer trimestre de 2020 una caída real anual de 11,3%.
  • Muchos de los locales de comida de servicio rápido se encuentran dentro de centros comerciales por lo que el cierre de estos les ha afectado fuertemente. A esto se suma el toque de queda, lo que, junto a las cuarentenas obligatorias y decretos sanitarios, imposibilitan el funcionamiento del sector. La única opción, para los que pueden, ha sido el delivery, donde los resultados están lejos de reemplazar la venta en locales.

Las ventas reales de comida de servicio rápido a nivel nacional registraron una caída de 10,7% real en el primer trimestre de 2020 según el indicador que elabora el Departamento de Estudios de la Cámara Nacional de Comercio, Servicios y Turismo (CNC).  Por su parte, las ventas reales medidas en términos de locales equivalentes (concepto de same sale store), evidenciaron una baja real anual de 14,8% respecto al primer trimestre de 2019.

Con respecto a los meses del primer trimestre, y tras las fuertes caídas de octubre y noviembre, enero marcó un alza real de 2,4% y febrero se recuperó con un crecimiento real anual de 8,8%. Sin embargo, la crisis sanitaria que se desató en marzo hizo que las ventas del sector cayeran un 41,7% real en el tercer mes del año.

A nivel de locales equivalentes enero mostró una baja en el margen de 0,8% real anual y  febrero evidenció un incremento de 3,8% real anual. Marzo por su parte marcó una fuerte baja de 45% real en término de locales equivalentes.

 

Índice de Ventas de Comida de Servicio Rápido – Nacional

(Base: Promedio 2019=100)

 

Región Metropolitana y Regiones

La composición de las ventas entre regiones y Región Metropolitana en el primer trimestre del año se mantiene un 42,1% de las ventas y RM un 57,9%.

 

Ventas en Regiones

Las ventas reales de comida de servicio rápido en regiones marcaron en el primer trimestre de 2020 una caída real anual de 11,3% tras caer un 6,5% real anual en el cuarto trimestre de 2019.

Al analizar el comportamiento mensual, enero marca un alza en el margen de 0,9% real anual y luego febrero crece un 7,2% real anual. Marzo se contrae fuertemente con una baja de 42,9% real anual.

En términos de locales equivalentes las ventas en regiones tuvieron una caída real anual de 15,4% en el primer cuarto del año, donde enero evidenció una baja de 4% real anual, luego febrero un aumento real anual de 3,1% y marzo una baja de 46,5% real anual.

 

Ventas Región Metropolitana

En la Región Metropolitana las ventas reales de comida de servicio rápido cayeron un 10,3% real anual en el primer trimestre de 2020, similar a la baja de 10,7% evidenciada en el último del año pasado.

Con respecto al comportamiento mensual enero y febrero marcaron alzas anuales de 3,6% y 10,1% real respectivamente, mientras que marzo cayó un 40,8% real anual.

Las ventas en términos de locales equivalentes de la Región Metropolitana evidenciaron en el primer trimestre del 2020 una caída de 14%, donde enero marco una alza en el margen de 0,9% real anual, febrero se aceleró con un aumento de 5% real y marzo cayó un 43,8% real anual.

 

Consumo Promedio

El consumo promedio por boleta (expresado en pesos de marzo 2020) alcanzó un valor de $4.844 en el primer trimestre de 2020, lo que significa una baja en el margen de 0,4% real respecto a igual período de 2019 y una nula variación respecto al trimestre anterior.

En la Región Metropolitana, el consumo promedio por boleta durante el primer trimestre de este año fue de $4.994 experimentando un alza marginal de 0,7% real anual. Por su parte, en regiones el consumo promedio durante el mismo período alcanzó los $4.694 cayendo un 1,5% real respecto a igual trimestre de 2019.

 

Consumo Promedio Trimestral por Boleta
(En Pesos, Marzo 2020)

 

Perspectivas

Las ventas de comida de servicio rápido vuelven a ser fuertemente golpeadas durante el primer trimestre de este año debido a la crisis sanitaria-económica que estamos atravesando y marcan una baja de 10,7% durante el primer trimestre de este año.

El sector ya venía muy resentido tras la crisis social gatillada en octubre donde las ventas del último trimestre del año pasado cayeron un 9,8%. En enero el sector se recuperó levemente y febrero logró repuntar aún más, pero en marzo la llegada del COVID-19 al país y la imposibilidad de operar, hizo que el sector anotara una baja anual de 41,7% en sus ventas.

Muchos de los locales de comida de servicio rápido se encuentran dentro malls o centros comerciales por lo que el cierre de estos les ha afectado fuertemente, a esto se suma el toque de queda que afecta también el horario de comida de estos locales, sumado a las cuarentenas obligatorias y decretos sanitarios que imposibilitan el funcionamiento del sector. Ante la imposibilidad de operar, la única opción, para los que pueden, ha sido el delivery pero donde los resultados están lejos de reemplazar la venta en local.

El rubro gastronómico ha sido de los más afectados por la crisis social y ahora por la crisis sanitaria, en una encuesta realizada en abril por la CNC a actores de este sector muestra que prácticamente la totalidad de los encuestados han visto muy afectada sus ventas y la atención al público, esperando en promedio una baja de 63% en sus ventas durante el tercer trimestre. Los empleos del sector también se han visto fuertemente afectados, un 51% de los encuetas dijo haber despedido trabajadores, y los datos de la Dirección del Trabajo también dan cuenta de esta realidad mostrando en marzo un alza de 94% anual en los despidos de los sectores de alojamiento y servicios de comida.